De luto se encuentra Barrancabermeja y el folclor vallenato con la partida del bien recordado folclorista y del padre de familia ejemplar. La partida final de Manuel Mayorga, nuestro “Pulpo del Vallenato” deja un inmenso vacío entre quienes -como él- somos seguidores y defensores de la cultura vallenata.

 Triste momento éste en que hay que decirle adiós a un hombre que lo dio todo por su familia, por sus amigos, por su amada compañía de petróleos Ecopetrol -donde tuvo la feliz oportunidad de trabajar con esmero y honestidad-, y por su más grande pasión: la música vallenata.

 Su aporte a la defensa de la autenticidad del folclor vallenato es reconocido por todos. Esa defensa la hizo desde dos frentes: en la radio, donde durante cuatro décadas fue difusor de esta música que llevamos en el alma y en la organización de los festivales vallenatos en los que participó, entre ellos por supuesto, el de Barrancabermeja, en el que siempre fue vigilante especialmente del trabajo de sus jurados.

 Su programa Los Pulpos del Vallenato es un ícono en su amada Barrancabermeja desde el mismo momento en que junto a otros gomosos de este folclor lo emitió a través de casi todas las emisoras del puerto petrolero, con esa inconfundible cortina de la canción “Tierra de Cantores”, canción que pareciera recordar a nuestro festival cuando inicia diciendo que “Hoy se nota en la floresta, Un ambiente de alegría, Y el rumor de ranchería, Es más dulce y sabe a fiesta”.

 Al saber de su triste y lamentable partida, quienes tuvieron la ocasión de hacer parte de su equipo de jurados durante varias versiones del Festival de Acordeones de Barrancabermeja, recuerdan la transparencia y el carácter con las que condujo la coordinación de tan delicada tarea. La frase con la que el mismo definía su ejemplar comportamiento lo resume todo. “En la vida he hecho de todo, menos quedarme con lo ajeno”.

 Como miembro de la Fundación del Festival Vallenato del Magdalena Medio, y en su condición de asesor muchas veces, permitió abrir las puertas de Valledupar gracias al aprecio que se le tiene a su nombre en la cuna de la música vallenata.

 Fue el quien hizo posible que un Jaime Pérez Parodi y Lucho Alandete, presentadores del Festival de la Leyenda Vallenata, lo fueran también de nuestro Festival.

 Fue él con su amistad con lo más granado de la música vallenata la que hizo posible que sus estrellas también tuvieran un espacio en el firmamento de Barrancabermeja.

 A su familia, en este momento de profundo dolor, un abrazo solidario de nuestra Fundación Festival Vallenato del Magdalena Medio, del cuerpo de jurados y del folclor vallenato en general y el reconocimiento de todo lo que hizo El Mañe Mayorga, no sólo por la música vallenata, sino por Barrancabermeja y por su país, con su labor dedicada a la industria del petróleo. Justamente esa labor fue reconocida, el pasado mes de octubre, en el marco de la versión 33 del Festival de Acordeones de Acordeones del Río Grande de la Magdalena

 Paz en su tumba y un adiós para siempre al más grande de los pulpos que ha existido entre nosotros. -

 

 Palabras del Presidente de la Fundación del Festival Vallenato del Magdalena Medio, Gregorio Ortiz Epalza, en el funeral del folclorista y locutor Manuel Ramón Mayorga Fuentes: “El Pulpo del Vallenato”.

 Barrancabermeja, sábado 1 de diciembre del 2018